domingo, octubre 09, 2005

Notas breves - Clarita y el ....


Clarita y el abogado
Cuando Clara, la Presidenta del Consejo de Defensa del Estado, ve al fantasma de su amigo, no me sorprendo. Tampoco me sorprendo que ella se atreva a decirlo, porque ella se atreve a decir de todo. Y aunque tengo tantas discrepancias con su forma de enfrentar los quehaceres de su cargo (permisos que me doy para seguir siendo abogado) debo decir que me parece notable que ella reconozca estas fuerzas del más allá, estas energías humanas que se comunican con nosotros sin respetar los límites físicos ni racionales.
Si todos nos atreviéramos un poco más, creo que avanzaríamos más rápido hacia nuevas comprensiones y nuevos entendimientos. No es que me importe mucho la velocidad, sino que me angustia percibir que tantos dolores y tantos problemas podrían arreglarse si cambiáramos los enfoques para los problemas.

4 comentarios:

Morgame Dulac dijo...

Hola:
Si Clarita ve fantasmas ¿por qué no creer que a Longueira le habla J. Guzmán?

Anónimo dijo...

Existe una presión social sobre nuestras creencias e ideologías que influye en las personas para reconocerlas públicamente, diría que en el caso de las creencias en muchas ocasiones se asocia a una manifestación de incultura de nuestro pueblo, pero curiosamente es otra de las tantas formas de cultura.

Mentacalida dijo...

Creo que por siglos todo lo concerniente a las energias del mas alla ha sido dificil en la historia de la humanidad,pero tambien creo que hoy se han roto muchos hitos y es ayuda en medicina y otras sanaciones diferentes.

Anónimo dijo...

el problema no es que haya visto un fantasma .... el drama es que se le han aparecido en todos los juicios emblemáticos del CDE y los ha perdido..... un paso para el lado mejor o ¿será una estrategia del gobierno para terminar de desacreditar el CDE y cerrarlo? Como institución a mi juicio no tiene sentido ni razón de ser, sus funciones las hacen otros y mejor.... es en palabras del Pdte Lagos un resumidero de abogados que no aportan mucho ...
Saludos,
pablo hales